Probablemente más de una vez has pasado largas jornadas en la oficina, pero te has dado cuenta de que, a pesar de haber invertido mucho tiempo, no consigues los resultados esperados. De hecho, no te explicas cómo es posible que no hayas conseguido terminar nada. Según la ley de Illich, el problema está precisamente en dedicarle demasiadas horas:

Después de cierto tiempo, la productividad tiende a decrecer, pudiendo incluso llegar a ser negativa. 

Conforme pasa el tiempo, estamos menos concentrados y cometemos más errores. Así que en lugar de avanzar y cumplir objetivos, somos cualquier cosa menos productivos. Esta ley se aplica tanto a tu jornada de trabajo como a una tarea en concreto. Porque trabajar más horas no significa trabajar mejor.

Descansos y concentración

Nuestra capacidad de trabajo es limitada y no podemos estar concentrados durante largos periodos de tiempo. Varios estudios señalan que lo correcto es descansar 10 minutos por cada hora de trabajo para maximizar nuestro rendimiento. Así, cuando retomemos de nuevo el trabajo estaremos mucho más concentrados. Según el método Pomodoro, lo mejor es dividir el trabajo en intervalos de 25 minutos, descansar 5 y hacer un descanso más largo como recompensa por haber alcanzado alguno de los objetivos.

De la misma manera, alargar nuestra jornada laboral o quedarnos sin vacaciones tampoco ayuda a que seamos más productivos. Necesitamos descansar y desconectar. Olvidarnos de todo por un tiempo (por corto que sea) nos ayuda a volver más motivados y concentrados para afrontar cualquier reto.

Conoce cómo trabajas

Organizar el trabajo es casi tan importante como hacerlo. Antes de empezar a trabajar, es conveniente reservar unos minutos para valorar cuál es la mejor manera de que cada tarea sea completada en el menor tiempo posible. Para poder planificar los descansos también es fundamental conocer nuestras curvas de rendimiento. Cómo y cuándo trabajamos mejor deberían ser los factores que definen nuestra planificación. Teniendo esto en cuenta, programa descansos a lo largo de toda la jornada y, lo más importante, ¡cúmplelos! Verás cómo sin darte cuenta empiezas a ser más productivo.

descarga-kiply-gratis

Imagen: Oscar Keys

follow us in feedly