El movimiento #mamiconcilia surgió a partir del lanzamiento del ebook homónimo en el que madres trabajadoras cuentan sus experiencias en materia de conciliación. Después llegó #papiconcilia y con él la confirmación de que compaginar vida familiar y profesional es toda una aventura tanto para madres como para padres.

Queda mucho por hacer en este campo y, por eso, trabajan día a día para concienciar a trabajadores, empresas y a la sociedad en general de que otra forma de entender vida familiar y profesional es posible.

Desde su página web dejan muy claro que la conciliación no es sólo cosa de madres y padres. Es también un deber de las empresas garantizar el bienestar de sus trabajadores, no sólo por la satisfacción de estos últimos, sino también porque influye de forma decisiva en su productividad.

Beneficios para empresas y trabajadores

La inteligencia empresarial también se demuestra pensando en las personas que, a fin de cuentas, son el eslabón fundamental en el engranaje de cualquier organización. Hay empresas que ya son conscientes de esto y ponen a disposición de sus empleados medidas de conciliación para que compaginar vida profesional y familiar deje de ser una cuestión de renunciar para ser una cuestión de elegir.

Pero este no es el caso de la mayoría de las empresas en este país, que todavía viven ancladas en horarios y rutinas de trabajo obsoletas. Las organizaciones deben adaptarse la realidad de las personas con las que trabajan. Ya lo dice #mamiconcilia en su manifiesto, “las empresas que promueven medidas de conciliación cuentan con empleados más felices y, por tanto, más productivos“. Y no sólo eso, fomenta también la confianza y el compromiso de los empleados, ayudando a retener el talento. En definitiva, la conciliación es una inversión en el bienestar de los empleados, en la productividad de la empresa y en el futuro de la sociedad.

Conciliación y tecnología

Las nuevas tecnologías lo ponen mucho más fácil. Hace sólo unos años el teletrabajo o el acceso multidispositivo parecían inalcanzables. Hoy ya son una realidad. Implementar medidas como esta ayudan a desterrar el tan extendido presentismo porque  “ser un buen profesional no debería ser sinónimo de estar siempre presente”. Es hora de que comencemos a valorar y reconocer a cada uno por su rendimiento real independientemente de su jornada laboral o de las horas que pase en la oficina.

Y precisamente esto es lo que queremos conseguir con Kiply: ayudar a nuestros usuarios a gestionar su tiempo de forma eficiente para que puedan dedicarlo a lo verdaderamente importante. Apostamos por soluciones creativas, sencillas y divertidas que ayuden a la evolución objetiva de los empleados y a su mejora continua. Creemos en las personas, en su afán de superación y en su capacidad de mejora y por eso hemos desarrollado una herramienta que ayude a mejorar vida profesional y personal de nuestros usuarios con seguridad.

No se trata sólo de buscar la conciliación para padres y madres de familia, sino del derecho de todas las personas a conciliar su vida profesional y personal.

descarga-kiply-gratis

follow us in feedly